fbpx Saltar al contenido

Cómo pagar menos en la factura eléctrica de casa

Sé que todos los meses recibes con sorpresa y miedo la factura eléctrica de tu hogar. ¿Por qué la esperas así? ¿Tu factura eléctrica no corresponde a las necesidades reales de tu casa? Esta semana te explico maneras de pagar menos en la factura eléctrica según las necesidades y gastos de tu hogar.

Para pagar menos en tus facturas eléctricas tienes que realizar estos 3 cambios en tu hábito de consumo eléctrico:

1. No tengas miedo y cambia a la compañía que mejor se adapte a tus necesidades.

El mercado eléctrico en España está poco actualizado y es un gran desconocido para la mayoría de la sociedad. Lo primero que hay que tener claro es quiénes intervienen en este mercado. Este elenco está compuesto por productoras, red de transporte, distribuidoras y comercializadoras.

Todo empieza en las productoras, que se encargan de generar la energía. Las productoras, a través de diferentes materias primas, crean la energía que circula por la red de transporte. Este segundo agente que interviene en el proceso se encarga de transportar la energía a través de las líneas de alta tensión repartidas por todo el país. Las distribuidoras son los siguientes en actuar y realizan la conexión entre la red y el lugar que contrata energía. Es decir, hace la conexión para que la electricidad llegue a tu casa. Por último, tenemos a las comercializadoras (a E+P, entre otras) que compran la energía en el mercado y te la venden. Las comercializadoras son las que se encargan con tu contratación de que la distribuidora te haga llegar la electricidad.

Tras entender cómo funciona este mercado, como te hemos dicho, cambia a la comercializadora que mejor se adapte a ti. Revisa los precios, ofertas y atención de las diferentes compañías. Nadie te obliga a quedarte en una para siempre, no hay permanencia ni coste por el cambio. El cambio de compañía es un único trámite donde facilitas información a la nueva comercializadora y, entre ellas, hacen el cambio entre 15 o 20 días. Además, en ningún momento te quedas sin electricidad.

2. Ajusta el contrato de la potencia contratada a tus necesidades específicas.

Es muy importante que tengas un control de cuántos kWh gastas en tu casa para poder ajustar el contrato. No tienes por qué pagar más por kWh que no usas, ni pagar menos y que sufras cortes de electricidad. Según tus necesidades contrata los kWh necesarios.

En el momento que realices este ajuste sí que tendrás que abonar un importe económico, pero verás que merece la pena. Pagarás únicamente por lo que usas y necesitas, ni más ni menos.

3. Reduce tu consumo eléctrico con medidas de ahorro y sé más eficiente.

Optimizando el consumo eléctrico que realizas en tu casa conseguirás pagar menos en la factura eléctrica. Existen diferentes medias de ahorro, como 3 que te explicamos en el post anterior, además de:

  • Uso de electricidad en las franjas horarias más baratas (la tarifa de discriminación horaria).
  • Apostar por las energías verdes o renovables.
  • Cambiar a bombillas LED.

Aplicando estas 3 recomendaciones podrás pagar menos en la factura eléctrica de tu casa realizando un consumo responsable de electricidad. ¿Qué porcentaje económico estimas que puedes reducir a tu actual factura eléctrica realizando estas 3 recomendaciones?